Par7599690
La Corte Europea de DDHH (ECHR, por sus siglas en inglés) ordenó el martes a Turquía a pagar 325 mil euros como indemnización de los daños y perjuicios a las familias de los cinco jóvenes asesinados por el Ejército turco.
El incidente ocurrió en enero de 2005 en el sureste del país euroasiático, donde el Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK, por sus siglas en kurdo) mantiene desde 1984 un conflicto armado con el Gobierno de Ankara, con el objetivo de obtener la independencia de los kurdos.

El Ejército turco argumentó que las víctimas, entre ellas una mujer de 24, un joven de 22 años y tres adolescentes de 16, 15 y 13 años, eran miembros armados del PKK que habían abierto fuego contra los soldados que patrullaban en las montañas de la región.

El Tribunal Europeo de DD.HH., con sede en la ciudad francesa de Estrasburgo, hizo público un decreto que según el cual, Turquía no ha presentado ninguna prueba convincente que muestre las afirmaciones de que los jóvenes estaban armados.

“El Gobierno no pudo mostrar a satisfacción del tribunal que el recurso al uso de la fuerza mortal… era absolutamente necesario y proporcionado”, precisó el tribunal.

La corte también afirmó que el Gobierno de Ankara no ha llevado a cabo ninguna investigación sobre el caso para aclarar los verdaderos hechos que rodean los asesinos.

Cabe mencionar que la indemnización incluye 65 mil euros para los padres de cada una de las víctimas y 5,930 euros para gastos y costos judiciales.

El pasado domingo, la policía turca atacó a miles de manifestantes kurdos en la ciudad suroriental de Diyarbakir, donde se habían reunidos para presionar al Gobierno central para hacer avanzar el proceso de paz con el PKK.

A principios de este año, el Gobierno de Ankara y el líder del PKK, Abdolá Ocalan, acordaron lanzar una iniciativa para establecer la paz en el sureste del país y acabar con el conflicto, que ha dejado decenas de miles de muertos.

El nuevo acto coercitivo de las fuerzas del orden se suma a las recientes represiones policiales que iniciaron hace aproximadamente un mes, luego de que las protestas pacíficas del pueblo surgieran en diversas ciudades turcas, entre ellas Estambul y Ankara, capital.
Como consecuencia de la represión de estas protestas, varias personas, entre ellas un policía, perdieron la vida y otras 7500 resultaron heridas, además de centenares de detenciones.

[box_info]www.hispantv.ir[/box_info]

loading...