La policía turca ha abusado del gas pimienta para reprimir las protestas habidas en el país durante las últimas semanas. Médicos y abogados, que han investigado las irregularidades cometidas durante su uso, advierten de que este gas puede hasta matar y exigen el fin de su uso.

[box_info]hispantv[/box_info]

loading...